Estás aquí
Página principal > Destacada

Tom Chaplin (KEANE) en Buenos Aires: Ese show “que solo nosotros conocemos”

Tras una exitosa carrera junto a KEANE, el cantante británico Tom Chaplin se aventuró a incursionar en el mundo de los solistas y publicó The Wave, un álbum con el que ha estado girando alrededor del mundo y Argentina no fue la excepción. Mientras KEANE permanece en un descanso, el cantautor no para de crear música y el pasado domingo 10 de Septiembre reunió a algunos de sus más fieles fans para presentarles, bajo la producción de Move Concerts, su nuevo material y algunos clásicos de su carrera musical.

Mientras afuera la ciudad se recuperaba de un fin de semana de frías tormentas, ese domingo por la noche adentro de Museum Live el ambiente era cálido y sereno. Las parejas se juntaban para darse calor y los más enérgicos saltaban y bailaban al ritmo de la música de un tipo que, no solo es vocalista de una de las bandas más exitosas e innovadoras del brit-rock, sino que tiene una capacidad compositiva capaz de enamorar a cualquiera desde la primera “escuchada”.

Con la gigantesca imagen del mar detrás de si, el británico apareció junto a su banda en el escenario para mostrarnos cómo se siente “dejarse llevar por las olas”. Esa imagen de una playa fría y un mar revuelto estaba en sincronía con lo que pasaba afuera, no solo del local sino del país, y ese efecto de “iglesia” que nos brindaba la arquitectura del local (visto desde abajo) ayudó a que aquellas dos horas se convirtieran en una experiencia íntima y nostálgica con cada nota y cada melodía.

Si bien ya muchos conocían y coreaban los temas de The Wave, su debut solista, es innegable que los temas de KEANE fueron los que movieron a la mayor parte de la audiencia. Eso si, la buena recepción de los temas nuevos fue notable y se podía ver cómo los que no conocían su nueva faceta permanecían atentos mientras sonaba cada canción. “Still Waiting”, el segundo sencillo promocional de The Wave, abrió la velada entre gritos y aplausos, sin embargo el verdadero recibimiento llegaría con “Bend And Break”, el tercer tema del set y primero de KEANE que sonó esa noche. Un coro de voces al unísono y el público saltando fue la señal de que era eso lo que estaba esperando la mayoría.

Algo similar ocurrió con “Silenced By The Night”, el segundo tema que tocó de su banda, tras el cual a Tom no le quedó otro remedio que confesar en perfecto español: “ustedes son los mejores fans del mundo”. Piezas románticas como “Hold On To Our Love”, “The Wave” y “Worthless Words” -de su nuevo disco- fueron una invitación al acercamiento entre las parejas presentes, mientras las fanáticas morían de amor al escuchar cada nota proveniente de su prodigiosa voz.

Al igual que con KEANE, “Tom Chaplin solista” se desentiende de las guitarras en la mayoría de los temas, siendo él mismo quien la ejecuta cuando es necesario. Fue innovador en eso de hacer rock sin guitarras y como solista basa su música nuevamente en el piano. Su banda está integrada por músicos capaces de tocar el bajo en un tema y violín en otra, piano en la siguiente y luego cantar, y aunque al presentarlos confesó que tenía miedo de no encontrar los músicos apropiados para su nueva etapa, se mostró muy satisfecho con cada uno y pidió un gran aplauso para ellos porque era la primera vez que experimentaban público argentino.

“Sovereign Light Cafe” y “Crystall Ball” pusieron a todos a saltar y bailar, ante el asombro de Tom y sus compañeros. “Es muy loco como bailan y saltan al mismo tiempo, como si fueran uno solo”, dijo el cantante, sin embargo uno de los momentos de mayor entrega entre artista y fans vino con un tema romántico: “Bedshaped”, también de KEANE. Interpretado justo en la mitad del set, el cantante cantó acompañado por dos violines, batería y piano, enamorando a todos con esta versión de una de las canciones más emotivas de la banda británica. El público, como era de esperar, cantó con todas las ganas.

Tras un breve encore, en el que la gente no paró de gritar y cantar el “oe oe oe”, Chaplin volvió para interpretar “Cheating Death”, “The Lovers are Losing” y una de las más esperadas: “Everybody’s Changing” (las dos últimas, de KEANE). Arropado con la bandera de Argentina el vocalista continuó complaciendo a sus entregados fanáticos y antes de “See It So Clear” prometió cantar una más si lo ayudaban a cantar.

A pesar de que “This Is The last Time” no fue parte del setlist, los fans de KEANE pueden sentirse satisfechos porque fueron muchos los temas que nos regaló Chaplin de la banda con la que se dio a conocer, todos coreados y vitoreados en creciente intensidad según el orden en que iban apareciendo, pero “Somewhere Only We Know” fue, sin duda, el momento climax del show, con el abarrotado local coreando el tema de principio a fin a la par del cantante, de hecho, Tom le dejó toda la primera estrofa a la audiencia, cuyas voces resonaron en todo San Telmo. Ese sería el último tema y la gran despedida de un show que llenó todas las expectativas, tanto a nivel musical como de producción, algo que vale la pena aplaudirle a Move Concerts. Con la postal de unos músicos sonrientes e impresionados y un Tom Chaplin haciendo reverencias hacia el público, concluyó esa noche invernal. Tom prometió no tardar 4 años más para volver y aseguró, una vez mas, que Argentina es el mejor público del mundo. ¿La próxima vez será con KEANE? Solo el tiempo dirá.

Frank Hernández
Director en Rocktambulos
Escucho más de lo que veo y escribo más de lo que leo.
Periodista musical. Radio Host. Colaborador en Billboard. Fundador de Rocktambulos
Frank Hernández on EmailFrank Hernández on FacebookFrank Hernández on GoogleFrank Hernández on InstagramFrank Hernández on LinkedinFrank Hernández on Twitter

Todas las fotos fueron tomadas por Gallo Bluguermann y son cortesía de Move Concerts Argentina / Todos los derechos reservados

Esto también te puede interesar:

¿Usas Facebook? ¡Exprésate y comparte!

Comentarios:

¿Qué te pareció? ¡Queremos leer tu opinión! Deja un comentario:

Top