Estás aquí
Página principal > Destacada

VIAJE A IXTLÁN: “No queremos quedarnos solo en los escenarios del Stoner y la psicodelia” #Entrevista

Parece irónico, pero desde la separación de LOS NATAS -la más influyente banda de Stoner Rock argentina- este estilo de música explotó en el under. Hace varios años que podemos cruzarnos con bandas del palo compartiendo fechas todos los fines de semana y, lo más importante, convocando un número cada vez más grande de gente. Gracias al crecimiento de la escena fueron posibles visitas internacionales impensadas unos años atrás. Y si bien los músicos de VIAJE A IXTLÁN no se conforman con formar parte del mundo del Stoner y el Rock Psicodélico, lo cierto es que juegan con elementos de ambos géneros y es allí donde han encontrado gran parte de sus adeptos.

Charlamos con Andrés Raffo, encargado de los teclados y sintetizadores, sobre Calma, el nuevo disco doble del grupo.

¿Al comenzar a trabajar en Calma, sabían que sería un disco doble o la idea surgió luego? ¿Por qué separaron las canciones con letra de las instrumentales?

Calma I

La verdad absoluta, es que el concepto de disco doble surgió cuando tuvimos dos discos sin editar en simultaneo. Cuando grabamos Calma II ni siquiera era un disco pensado para la formación de VIAJE A IXTLÁN . A raíz de una visita del baterista de ese disco, Leonardo Aldegani, que vive en Europa, quisimos grabar algo por grabar, así que nos pusimos a armar los temas de ese disco a toda velocidad y entramos al estudio. La banda entra en un parate después de eso y el material queda sin editar. Cuando decidimos revivir la banda con Mariano Bertolazzi (ya con otra formación), grabamos Calma I, y ahí nos dimos cuenta que ambos discos funcionaban bien juntos. El concepto del disco doble salió así.

¿En qué se diferencia este disco de sus trabajos previos? ¿Cambió algo en el método de composición?

El método de composición no cambió, pero lo que sí cambiaron son los músicos, y eso inevitablemente en una banda que trabaja como la nuestra, te patea el tablero. Generalmente, para no decir casi siempre, Mariano (Bertolazzi) trae algunas partes básicas sobre las cuales trabajamos, acordes y melodía, o melodía sola, y después entre la banda vamos dibujando y definiendo hasta que el tema queda terminado. Esa cohesión tan importante que hacemos entre todos se va a ver invariablemente modificado por los músicos que participen en la grabación, así que en un proyecto como VIAJE A IXTLÁN si te cambia un músico, te cambia el tema.

Creo fervientemente que cada disco de Viaje es una cosa totalmente diferente al resto.Calma I es nuestro trabajo más con los pies en la tierra creo. Los pasajes instrumentales de sintes o guitarras acústicas, temas largos con muchas partes, y repeticiones mántricas que hay en los discos anteriores están reemplazados por estructuras más definidas, canciones más cortas, mensajes más concisos. Le hizo bien a la banda este manejo, ya había quedado claro que podíamos improvisar y volar, pero no tanto enfocar. Y eso es lo más difícil para poder hacer con la música: enfocar y direccionar concisamente.

Y como la otra cara de la moneda, Calma II es todo lo contrario. ¿Para qué queremos devanarnos el cerebro tratando de llegar a un punto específico si podemos poner a la bata y el bajo a tocar 9 minutos en Re con un pattern de autobahn mientras la guitarra y los sintetizadores dibujan y decoran? Mandale Rec que eso es algo que sabemos hacer bastante bien, aunque todavía nos quede camino por caminar en este ámbito.

¿Cuánto del producto final nace de zapadas o improvisaciones?

Viaje a Ixtlán

Solo el disco Calma II, que como expliqué antes, fue grabado mientras recibíamos la visita de un amigo que vive afuera. Él no estuvo mucho tiempo acá en Buenos Aires, así que solo tuvimos 3 ensayos y directo al estudio. Todo muy vertiginoso, ponele que empezamos un miércoles, y ese mismo domingo grabamos. Dedicamos los ensayos a armar las estructuras de los temas y pasarlos todo lo que pudimos.

La cuenta de las vueltas del primer tema “Ruhe” siempre la manejé yo, y creo que aun hoy en día cuando la tocamos los demás músicos dependen de que les indique cuándo tenemos que cambiar (atención en el show a ver si lo hago disimulado o no). En “Motorico” contaba el guitarrista cuándo había que cambiar en la primera parte, y en la segunda nos guiábamos por el bajo. Prestá atención, que cuando el bajo empieza a cantar más, la banda le responde con una frase al unísono cuando termina. “Autopista” si estaba todo pautado, y en “El Aliado” cuando los sintetizadores se empiezan a despegar y solear, hasta que no se me cantaba no volvíamos al final. Excepto por el solo del puente y el arreglo de Theremín de Sergio, en el disco Calma I estaba todo pautado y armado. Nada dejado al azar.

Hace varios años que en Buenos Aires hay un público creciente para bandas de Stoner y Rock psicodélico. ¿Se consideran parte de la escena? Si es así ¿creen que su éxito se debe, en parte, a que no están aislados, sino que pertenecen a una camada de bandas de estilos similares?

Por los shows que venimos armando y a los que nos vienen invitando, sí, estamos en contacto constante con la escena de Stoner y psicodelia en Argentina.

Como en todo movimiento musical, el marco nos sirve y nos empuja a más. Siempre las bandas se hacen más fuertes si hay colegas experimentando en las mismas direcciones. A la vez también, es importante diferenciarse del resto, porque nadie quiere escuchar a la misma banda dos veces. Buscamos generar una propuesta que esté acompañada en el contexto de la psicodelia, pero que traiga cosas que las demás bandas no traen al escenario. Hacemos énfasis en eso, y todavía nos queda mucho trabajo por hacer.

Siempre se puede experimentar un poco más y empujar en otra dirección sin descarrilar. Pero no queremos quedarnos solo en los escenarios del Stoner y la psicodelia, creemos que VIAJE A IXTLÁN tiene el potencial de poder tocar en otros ambientes diferentes y con bandas de diversos estilos. El problema de encasillarse demasiado en un estilo determinado es que después te podés quedar sin margen para hacer cosas nuevas y modificar el trabajo ya hecho. Eso va totalmente en contra con la filosofía de la banda y la forma en la que hacemos las cosas.

¿Cómo fue grabar con Sergio Ch? ¿Cómo surgió la idea de usar un theremín?

Calma II

La verdad es que Sergio y Mariano son amigos. Sergio vivía cerca del estudio donde grabamos y Mariano lo llamó para que venga a ver si quería agregar algo. El vino solo con el Theremín, ni se lo pedimos, ni se lo negamos, y grabo la introducción de “El rio” de Calma I.

Sergio es un profesional que sabe lo que hace, nunca hubo duda sobre lo que podía o no aportar a disco, y cuando vino con el Theremín, cosa que no esperaba, me pegó bien la sorpresa. Fue una linda pincelada de caos para un disco tan estructurado como Calma I. Estaba esperando que viniese a clavar un solo de guitarra. Sin menospreciar en lo más mínimo la indiscutible habilidad de Chotsurian con su instrumento, esto me pareció mucho más jugado e interesante.

El nombre de la banda proviene del mundo de la literatura, ¿también de ahí viene la inspiración para sus letras?

No necesariamente. La inspiración del libro la vemos nosotros más desde la dirección que le damos al proyecto. El viaje al que refiere el libro, es el viaje del protagonista hasta su pueblo, Ixtlán, y el viaje jamás termina. Nosotros vemos una alegoría a la muerte en esto, rescatando que lo importante en definitiva no es el final, ni el principio, sino el viaje en sí.

Las letras hablan de lo que le pasa a Mariano. Buscan reflejar estados de ánimo más que situaciones, dejando cierta ambigüedad a la hora de escucharlas tratando de dejar espacios vacíos para que el oyente llene de sí mismo.

¿Dónde y cuándo los podremos encontrar presentando el disco?

Tenemos muchas ganas de apostar a algo más y hacer un show bien especial para celebrar el disco. La verdad es que ya tenemos una idea y estamos trabajando ahora para poder llevarla a cabo. Una respuesta concisa a tu pregunta, te la debo, pero te aseguro que cuando hagamos la presentación, que es algo que vamos a hacer, vas a querer venir. Una muy linda sorpresa tenemos esperando ahí.

Por el momento igual, shows no nos faltan: recientemente estuvimos tocando en el Bar Pura Vida de La Plata y el próximo 17 de Julio desde las 22 hs estaremos presentándonos en Makena Bar, en Palermo (CABA) junto a PARA ESTABLECER UN RIO.

Leonardo Luque
Cronista y redactor en Rocktambulos
Escribo siendo fiel a lo oído en los discos y a lo visto en los recitales.
Leonardo Luque on FacebookLeonardo Luque on Instagram

Podés escuchar Calma I y II a continuación:

¿Qué te pareció? ¡Queremos saber tu opinión!

¿Deseas agregar algo? Adelante!

Top
Close