fbpx
Estás aquí
Página principal > Reseñas > Discos (Así Suena) >

21 del 21: Los mejores discos de Metal del 2021 (Lista + Podcast)

Best Metal Albums 2021

Si estás buscando nuestra lista con los mejores discos de rock del 2021, entrá acá.

Con 2021 arrancó una nueva década y eso casi siempre es sinónimo de buena música. Este año tuvimos una gran cantidad de lanzamientos musicales y, llegado el final del año, nos toca esa difícil pero entretenida tarea de elegir los mejores discos. Siempre es difícil, y esta vez, debido a la gran cantidad de albumes lo fue aún más, tanto que varios de nuestros colaboradores prefirieron no participar en la selección.

Los que nos atrevimos a rompernos la cabeza -y los oídos- escuchando una y otra vez cada uno de los discos que llegaron a nuestras manos, seleccionamos los siguientes 21 trabajos por su gran calidad. Gracias a ellos recordaremos este año 2021 y si todavía no escuchaste alguno, te invitamos a hacerlo ahora mismo.

Escucha nuestra playlist con los mejores discos de metal del 2021 en Spotify

Además, en el siguiente programa, Roger, Alfonso y Frank te explicamos por qué elegimos los primeros 10 de esta lista, así que, si te gustan los podcasts, dale play a continuación y acompáñanos a recapitular lo mejor del 2021 en materia de metal. También disponible en Spotify y Apple.

La lista a continuación, no incluye los mejores EP’s, ni los mejores sencillos, y está estrictamente filtrada por género, siendo los siguientes, los mejores 21 discos de METAL que escuchamos durante el año que termina.

21 – ANGELUS APATRIDA – Angelus Apatrida

Esta nueva entrega de los españoles es una oda al sonido Thrash puro, pudiendo servir de libro de texto para nóveles metaleros que quieran iniciarse en tales artes: así suena el buen metal nacido en la bahía de San Francisco. La velocidad y agresión de Angelus Apatrida están en línea con lo que mi memoria me permite recordar de los años ochenta y las grabaciones en cassette, los riff cortantes y el mínimo de melodía en los temas que componen el trabajo son un gusto para los amantes del estilo y aunque la voz principal de Guillermo Izquierdo es más límpia que el gutural propio de la época, el trabajo creo que cumple con creces el objetivo.

Cuando una banda establecida presenta un trabajo con su nombre como título (‘homónimo’, para los literatos) el mismo acostumbra tener un alto sentido de mensaje, eso es una especie de regla no escrita, lo común es que ese disco sea una grabación destinada a volver a las raíces, al garaje en el que los ahora cuarentañeros hicieron sus primeros acordes cuando tenían diecisiete inocentes primaveras, volver a sonar como les gustaba, sin poses. En el caso de unos thrashmetaleros como ANGELUS APATRIDA, quienes conmemoran veinte años de andanzas y seis discos previos, pareciera que Angelus Apatrida sigue la corriente a la referida costumbre.

Temas como «Indoctrinate», «Empire Of Shame» «Into The Well» resaltan sobre el resto, aunque a veces por la perspectiva de orígenes del trabajo haya un exceso de similitud entre canciones. Pero así se tocaba y posiblemente -si el Thrash termina de resucitar-, así se deberá seguir tocando.

Alfonso Almenara

20 – ASPHYX – Necroceros

Sin hacer un solo cambio realmente apreciable en su sonido durante las últimas tres décadas y a pesar de tener parones de hasta diez años entre algunos discos, los holandeses de ASPHYX, siempre liderados por Martin van Drunen, la voz (o eso que hace ese señor) que inspiró a muchos, incluyendo a Obituary, Autopsy o Pestilence, pareciera que no están dispuestos a ceder un milímetro los espacios que por derecho propio han conquistado en el Death y con Necroceros retornan, tras cinco años, para -literalmente- caerle a coñazos a quien lo dude.

Necroceros es un disco que tiene todos los elementos del Death que los amantes de él buscamos. Incluso y como es usual pare ellos, algunos tema del trabajo, como «Mount Skull», «The Nameless Elite», «Knights Templar Stand» y «Three Years Of Famine», se permiten las licencias Doom habituales -a la Black Sabbath– que le dan un poco más de facilidad al trago del disco, pero que en general contiene todos los elementos necesarios para hacer la delicia de chiquillos rompiéndose la madre en el mosh, o -mi caso- concentrarse en el trabajo. 

Una cosa si ha cuidado ASPHYX y es que, si bien su sonido es una oda a los cánones del estilo establecidos a inicios de los noventa, la producción, grabación, masterización y ejecución instrumental de Necroceros es impecable, siendo incluso refrescante y sin duda un placer poder escuchar un trabajo así, con un nivel de diferenciación entre ejecutantes que raya en lo perfecto.

Afonso Almenara

19 – EDU FALASCHI – Vera Cruz

Todo el que le guste ANGRA, tiene que escuchar este disco. Es como si el tiempo no hubiese pasado, como si Edu no hubiese abandonado la banda, pero no por nostalgia sino por el tipo de composición, ejecución y calidad del material. Es increíble lo que logró Edu Falaschi en este trabajo conceptual que, sin desmeritar lo que ha venido haciendo su ex grupo en la última década, parece ser el disco que todos esperábamos de ellos. Es cierto que algunos temas poseen grandes similitudes con Temple Of Shadows, último disco que grabó Edu con ANGRA y que se convirtió en referente del power metal progresivo, lo cual para algunos es un punto negativo, pero para mi es justamente ese parecido -en cuanto a la calidad de composición- lo que hace que Vera Cruz sea tan maravilloso.

Mención aparte a la voz de Edu Falaschi, que está mejor que nunca y es algo que nos alegra por demás, ya que estuvo a punto de perder su carrera por haber perdido capacidades y en este nuevo álbum se muestra más sólido que nunca. En la batería, Aquiles Priester (otro ex ANGRA) demuestra por qué es uno de los mejores bateristas de este continente y la banda en pleno se luce con cada tema. Como si fuera poco, el disco cuenta con Max Cavalera de invitado en la canción «Face The Storm» y con Elba Ramalho en «Rainha do Luar (Queen of the Moonlight)», tema que le da cierre a un disco conceptual, cuya historia está ubicada entre Brasil y Portugal, en los tiempos del descubrimiento de la isla de Vera Cruz, por los navegadores portugueses.

Al ser conceptual, todo el disco merece ser escuchado por igual, pero si tuviera que elegir sus mejores temas, me quedo con «The Ancestry», «Sea of Uncertainties», y «Face Of The Storm».

Frank Hernández

18 – LIQUID TENSION EXPERIMENT – LTE3

Catorce temas componen el disco, pero conté seis originales y ocho versiones de viejas canciones. En todas y cada una de ellas la banda se esmera en entregar lo más puro de su sonido, haciendo sonar cada instrumento exactamente como se supone que se debe hacer, con todos los matices, arreglos, intensidad y capacidad que semejantes monstruos de la ejecución son capaces; por supuesto que John Petrucci no iba a perder la oportunidad de exhibir sus dotes de guitarrista y hacer de nuevo esos larguísimos solos que lo han distinguido en más de treinta años de carrera.

Yo he disfrutado mucho este disco desde la perspectiva de lo que es, una entrega de laboratorio, posiblemente salida de la cantidad de tiempo libre que la pandemia nos ha dado y que en sus temas inéditos tiene algunas cosas muy interesantes, especialmente las cuatro primeras pistas, las cuales son de factura mayor. Luego el impacto baja cuando el disco se decanta por las versiones… que si, que están bien hechas, pero que no me llenaron tanto, incluso en algún momento me parecieron anticlimax, pues la rememoración de DT pasa a segundo plano, miel que era la que yo venía buscando para mi boca.

De cualquier forma, en «Liquid Tension Experiment 3» la súper banda de Petricci, Portnoy, Rudess y Levin nos entrega -una vez más- una clase magistral de Progresivo, Jazz Fusion y Clasica/Cinematográfica.

Alfonso Almenara

17 – EPICA – Omega

Omega es un disco de mucho trabajo, de una producción enorme y seria, de sonidos grandilocuentes y cambiantes pero dentro de un marco de estilo propio que EPICA ha sabido crear y desarrollar en los últimos doce o trece años -desde «The Divine Conspiracy» (2007) y aprendiendo de los errores de «Road To Paradiso» (2006)- y que utiliza a la voz de Simone Simons como arma-ni-tan-secreta, con todo el esplendor y capacidad que tal belleza metalera puede dar.

Los doce temas y setenta minutos de esta entrega son intensos, potentes y emocionantes, nuevamente contentivos de algunos de los riffs y melodías más peligrosamente pegajosas del Sinfónico, con temas tales como «Freedom-The Wolves Within», «Rivers», «Kingdom Of Heaven» «Part III-The Antediluvian Universe»… pero «The Skeleton Key» y «Code Of Life» son de otro nivel.

Habrá a quien le guste más o menos la aproximación bombástica de Omega, el hecho de que es un tanto más accesible para no metaleros, la incorporación de más sonidos orientales, los megacoros o -lo que menos- algunos niños aquí o allá, pero según mi visión y en perspectiva de todos sus discos que he analizado, EPICA ha mostrado uno de los mejores discos de este año y posiblemente está dentro de los mejores discos de su carrera, sin duda manteniendo al menos el envidiable nivel del anterior y haciendo alarde en lo que a regularidad y calidad se refiere.

Alfonso Almenara

16 – GOJIRA – Fortitude

Los franceces GOJIRA se han venido convirtiendo en referentes del metal moderno y muchos no se han dado cuenta todavía. La popularidad de la banda no para de crecer, al punto que Fortitude debutó en el #1 de la lista Billboard de Discos Más Vendidos, además de liderar otras listas como Top Rock y Top Hard Rock.

Como es de esperar, esto ha tenido un costo: perder a muchos de sus fanáticos originales, y es una consecuencia normal ya que esta popularidad se debe a que el grupo adaptó su sonido a un estilo mucho más digerible, pasando de aquel death progresivo de los inicios, a un groove mucho más «comercial», sin perder ni un ápice de su poder pero decepcionando a los más tecnicistas. Este cambio ya venía tomando forma desde Magma (2016), pero se ratifica este año con Fortitude.

Temazos como «Amazonia», «New Found» «Into The Storm» y «The Trails» le valieron el amor de muchos críticos que antes no les prestaban atención, incluso ocupando los primeros lugares de listas en importantes revistas y medios masivos que hace mucho tiempo se olvidaron que el metal existía, pero sin dudas, la única crítica que importa es la de los fanáticos y la gran mayoría de ellos ha recibido con los brazos abiertos este nuevo trabajo de la «eco banda», donde una vez más, demuestran su compromiso con el medio ambiente y aprovechan su música para llevar un mensaje al mundo. Esto último, aunque no parezca, le suma puntos a cualquiera.

Frank Hernández

15 – CARCASS – Torn Arteries

CARCASS demostró, una vez más, que el paso del tiempo se traslada a la madurez de su sonido progresivo y esto no limita su creatividad a la hora de sentarse a componer.

Las influencias personales y armónicas del blues y del rock n´ roll de Steer son incluidas de manera perfecta en Torn Arteries y aportan mucho al momento de elaborar los potentes riffs. (Si quieren saber un poco de lo que hablo, pueden escuchar un poco de FIREBIRD, el proyecto personal de Bill Steer o bien lo más reciente con GENTLEMAN’S PISTOLS.

Con un sonido imponente, con riffs que logran capturar la esencia y el estilo progresivo de la banda, podemos afirmar que la banda se encuentra en su mejor momento musical y creativo. Indudablemente, Dan Wilding, fue la adición necesaria y perfecta, como lo demostró anteriormente en Surgical Steel, e impacta sorprendentemente en este nuevo trabajo. El artwork es muy representativo y una emulación (quizás) al vegetarianismo de Walker y Steer (?) y al arte japonés kusözu de retratar las diferentes etapas de la descomposición de los cuerpos. 

Torn Arteries es, sin dudarlo, el disco que define a CARCASS. Es el álbum que mejor aglutina el pasado y el presente excepcional de la banda. Es la mezcla sublime que expresa sobriedad entre el desorden sonoro de Reek of Putrefaction y la sutileza imperante en Surgical Steel. Claramente, Torn Arteries marca un antes y un después, sin embargo, a esta altura es importante destacar que, CARCASS, nunca decepciona. 

Flor Guzzanti

14 – CRADLE OF FILTH – Existence Is Futile

Hacía mucho tiempo que un disco de CRADLE OF FILTH no me impresionaba. Si bien me han gustado algunos de sus trabajos recientes, no habían sido lo suficientemente atractivos como para considerarlos «lo mejor del año». Quizá se deba a esa mala costumbre que tenemos de exigirle más a las bandas que sabemos que pueden dar más, y en lugar de medir lo que nos dan con respecto al resto, los medimos con respecto a lo que alguna vez dieron.

Lo cierto es que, esta vez, Dani Filth y compañía nos deleitan con una colección de 12 historias adornadas con sonidos sumamente poderosos. No todos los temas tienen letra, sino que hay varios instrumentales que hacen las veces de introducción a otros temas dentro de un viaje intenso y cautivador de principio a fin, con sonidos que recuerdan al CoF de antaño. Si bien no es un disco conceptual, gira en torno a una misma temática.

Puede que algunos ya no se sorprendan con nada de lo que haga la banda, pero a nivel compositivo, Existence Is Futile está en un nivel superior, ese que siempre esperamos de un grupo como CRADLE OF FILTH, y es una demostración de que la capacidad creativa de Dani y su gente está más viva que nunca, lo cual es una gran noticia para el metal.

Frank Hernández

13 – TRIBULATION – Where The Gloom Become Sound

Un disco que te va ganando con las sucesivas escuchas. Uno de los grandes tesoros de la escena Heavy Metal. Mientras inflan a tantos, ellos no aflojan.

Facundo Llano

12 – DREAM THEATER – A View From The Top Of The World

Cada vez que DT saca nuevo disco, surge una nueva novela y es que hace años que no existe consenso entre los fanáticos de la banda. Mientras a una mitad le parece que el disco es bueno, a la otra le parece malo, y esto ya no es sorpresa desde hace al menos una década. Por suerte para la banda, tienen suficientes fans como para sobrevivir complaciendo a una mitad a la vez, y con A View From The Top of The World no fue la excepción.

En nuestro podcast Top Rock: Así Suena, dedicado íntegramente a este disco, debatimos al respecto y planteamos las ideas de quienes no están conformes con el disco y quienes si, por lo que mi invitación es a escucharlo, pero en resumen puedo decir que, como uno de esos a los que le pareció un buen disco, DREAM THEATER nunca decepciona, y con esta nueva entrega demuestra que, mientras otros íconos del metal progresivo se alejan del metal y se dejan enamorar por sonidos más suaves (teléfono para OPETH), ellos se toman en serio el lema aquel de «stay heavy» y se mantienen pesados, sin perder ni un ápice de tecnicismo y melodía en sus composiciones.

Si bien este no es su mejor disco, tiene temas que podrían estar entre sus mejores composiciones, como por ejemplo «Answering The Call», para mi, una de las canciones mejor elaboradas por la banda en muchísimo tiempo. Algunos se seguirán quejando de que se repiten y seguirán esperando peras del olmo, pero otros celebramos que la banda nos siga entregando frutos de tan alto nivel.

Frank Hernández

11 – KING WOMAN – Celestial Blues

Uno de los grandes discos de este 2021 ha sido Celestial Blues, del proyecto liderado por Kristina Esfandiari. Bajo el nombre KING WOMAN, Kris se ha ganado un lugar muy merecido dentro del mundo del metal y con este trabajo se consagra como una de las mejores compositoras del género. Particularmente, me resultó un disco envolvente y seductor por demás, con canciones de alto calibre como la sentida y pesada «Entwined» -para mí, la mejor del álbum-, la melancolica «Morning Star» y la que da nombre al disco, «Celestial Blues», con su sonido sludge.

Si algo tiene Esfandiari es habilidad para explorar distintos géneros, ya que en su carrera ha hecho hasta hip hop, y esto se ve reflejado en temas como «Golgotha», donde básicamente habla en lugar de cantar. «Psychic Wound» es, tal vez, la más pegadiza de todas, con los gritos indicados en los momentos indicados, mientra que «Coil» es el balance perfecto entre gritos y voces limpias que juegan a una doble vocalización.

El futuro es prometedor mientras sigamos teniendo encendida la creatividad de Kris y se mantenga activo este proyecto/banda que ya está deslumbrando al mundo. Ojalá se anime a visitarnos pronto y podamos ver este trabajo en vivo.

Frank Hernández

10 – ARCHSPIRE – Bleed The Future

Bleed The Future es un disco corto, de apenas treinta y un minutos y que nuevamente presenta el sonido característico de ARCHSPIRE, que si no lo ha escuchado, pues se lo describo como el hijo de una ametralladora y una guitarra eléctrica, pero con buen gusto, potencia, agresión a nivel de sangramiento. La verdad -no voy a mentir- este nivel de Death requiere no solo cierta formación, sino incluso unos años de haber andado en la senda del ácido muriático musical, puede ser mucho con demasiado para novatos, sin embargo una vez superado el impacto inicial y poniendo en práctica el ejercicio de oír con detenimiento lo que suena por debajo de los elementos gruesos, se descubre un nivel de musicalidad e inspiración poco usuales.

Bleed The Future es todo lo que yo quiero de un disco de ARCHSPIRE, es inhumanamente potente e impactante y cada vez que lo coloco me siento arrasado por una ola de poder metalera que es de difícil descripción. Sus mejores canciones son «Drone Corpse Aviator», «Golden Mouth Of Ruin» y «Bleed The Future».

Me gustaría hablar de la técnica que utiliza cada componente del quinteto que contribuye a la agrupación, pero como no soy músico me limito a comentar como me suena. La verdad es que quisiera un día comprender como se puede tocar la batería, las guitarras y el bajo con semejante velocidad y precisión, por mi mente pasa la idea de que después de los conciertos alguno de los miembros debe recibir transfusiones de sangre. Pero es la voz de Oli Peters, la que me deja anonadado. Si bien debe haber gente en el mundo capaz de tocar con tal calidad, la interpretación de este artista vocal no creo que esté al alcance de muchos.

Alfonso Almenara

09 – BLAZE BAYLEY – War Within Me

BLAZE BAYLEY viene haciendo muy bien la tarea ésta última década. Después del penoso ‘The King of Metal’ (2012), reformó por centésima vez su banda solista -pseudo variación de nombre de por medio-, y finalmente logró dar con una formación estable hace ya un tiempo. Y no sólo eso, sino que también logró recuperar terreno y prestigio con la trilogía sci-fi de ‘Infinite Entanglement’ (2016/2017/2018). 3 años más tarde llega ‘War Within Me’, su décimo álbum de estudio.

Acá abandonó un poco la corriente maideniana de la tríada antes mencionada, y trajo de regreso algo del sonido más gordo de los discos del 2000. Y es un paso correcto porque su Heavy Metal tradicional empezaba a no tener mucho espacio hacia dónde expandirse. De todas formas, los estribillos y melodías gancheras característicos de dicho género están al pie del cañón –”Witches Night”-. El terreno recuperado en la escena también permitió que para este lanzamiento la banda contará con una mejor producción, y es por eso que ‘War Within Me’ es una satisfactoria mejora respecto a sus precursores.

Sin perjudicar la escucha, sería positivo que Blaze encuentre tópicos diferentes a los de “pelea por tus sueños/nunca te rindas/levántate” porque estos empiezan a escucharse seriamente repetitivos y lo vuelven predecible. Por suerte, la tonelada de emoción que inyecta en cada nota sirve de contrapeso respecto a lo lírico. De hecho, todo el disco en general derrocha esa misma pasión. Pese a las adversidades, el señor Bayley suma otro gran álbum a su historial.

Vas a la guerra contra Blaze si no te gustan: “Witches Night”, “Flight 18” y “The Power Of Nikola Tesla”

Roger Provan

08 – AD NAUSEAM – Imperative Imperceptible Impulse

Este es un gran disco, pero no para todos los gustos. El segundo trabajo de estos italianos que mezclan su intricado Death con fuertes elementos tomados del Avant-Garde e incluso un poco del Doom, es para algunos la perfección y para otros un álbum insoportable. No me extrañaría ver Imperative Imperceptible Impulse como disco del año de unos cuantos especialistas, creo que tiene los elementos necesarios para ello, pero para nadar hasta esa orilla hay que tener unos años de práctica.

Atmosférico, hipnotizante, abrasivo, ultratécnico en lo que a la ejecución instrumental se refiere, con una voz ominosa y transportadora, extraño o más que eso en los tiempos rítmicos y muy envolvente. AD NAUSEAM no estaba en mi radar hasta la llegada por sorpresa de Imperative Imperceptible Impulse, pero está claro que luego de esta presentación no van a pasar desapercibidos de cara al futuro, ni para mi ni para muchos.

¿Puede un disco tan complejo, tan intenso y crudo ser el marcador del año? Es difícil encontrar un respuesta a esa pregunta en un mundo donde el hedonismo y la satisfacción instantánea predomina, pero si se tratara de ver con el cristal de la gran calidad que ofrece el Metal extremo, la respuesta sería un rotundo si. Aquí no hay riffs melódicos, ni coros épicos, por el contrario, se consiguen colores ocres, transmisión de emociones histéricas y lugares inaccesibles, cabe preguntarse ¿No es eso también difícil de transmitir? Temas como «Coincidentia Oppositorum«, pero también cualquier otra de las cinco que compone Imperative Imperceptible Impulse lo demuestra. AD NAUSEAM se luce, estentóreamente, casi groseramente.

Alfonso Almenara

07 – TRIVIUM – In The Court Of The Dragon

No es ningún secreto que los amantes de TRIVIUM estamos esperando siempre la segunda llegada de su mejor momento, es decir, un disco que se pueda comparar con Shogun, la obra cumbre de estos estadounidenses. Me atrevo a decir que ese día ha llegado en este 2021 y es gracias a In The Court Of The Dragon.

El nuevo disco de Matt Heafy y compañía reúne lo que, probablemente, son las mejores 9 canciones (y un intro) de la banda en más de 10 años, con una fusión magistral entre el metalcore, el groove, el death y el progresivo, adornado con sonidos orquestales (obra del gran Ihsahn, por cierto). Una evolución más que evidente en cuanto a nivel compositivo y de ejecución.

Pocos discos suenan tan sólidos y completos, y me atrevo a asegurar que solo a quien no le guste la banda (o el género que hacen) podría parecerle malo o regular este álbum, pero a quien se sienta afín a lo que hacen estos muchachos, les recomiendo las canciones «The Shadow Of The Abattoir», «Like A Sword Over Damocles», «Feast Of Fire», «The Phalanx» y el que le da título al disco: «In The Court Of The Dragon».

Frank Hernández

06 – EXODUS – Persona Non Grata

‘Persona Non Grata’ se siente como la consagración del regreso de Zetro Souza a EXODUS para él más que correcto ‘Blood In, Blood Out’ (2014), y lo más cerca del nivel del inalcanzable ‘Tempo Of The Damned’ (2004) que la banda estuvo desde ese entonces.‘PNG’ presenta una frescura en los riffs y en los estribillos que te transporta a la época de ‘Tempo’, y me animo a decir que logra sumar nuevos clásicos en la historia del grupo como “Slipping Into Madness” y “Elitist”. Incluso se permite pseudo-experimentos bien logrados como la seguidilla “Cosa del Pantano”/Lunatic-Liar-Lord”.

La “falla” viene por el lado del sonido. Realmente cuesta encontrarle una identidad propia que no sea la del típico álbum de Thrash Metal moderno. No perjudica la escucha, pero está ahí. Sin embargo, la calidad de las canciones de ‘Persona Non Grata’ hace que EXODUS mantenga su status como uno de los mejores actos de Thrash en el presente.

Serás catalogado como una persona non grata si no te gustan: “Slipping Into Madness”, “Elitist”, “The Beating Will Continue (Until Morale Improves)” y “Years of Death and Dying”, y da para poner casi todo el álbum.

Roger Provan

05 – 1914 – Where Fear and Weapons Meet

Este es un disco que dura un poco más de una hora y que, en la misma perspectiva estética de los anteriores discos de la banda, desarrolla el tema de la Primera Guerra Mundial, desde varios puntos de vista, la que tendrían los diferentes combatientes: yugoslavos, alemanes, ingleses, americanos, entre otros.

Where Fear and Weapons Meet tiene algunos elementos novedosos, especialmente el uso extensivo de los sonidos Sinfónicos, además de interludios. La agresión del trabajo está muy presente, sin embargo está claramente reservada para algunos momentos, pudiendo sugerirse con bastante certeza que 1914 le ha dado un toque más melódico a este disco.

Especialmente notorio es el growl de Dmytro Kumar (quien usa el nombre artístico de As 2.Division, Infanterie-Regiment Nr.147, Oberleutnant – Ditmar Kumarberg, todos los demás también usan rango y nombre de héroes de la WWI). Por supuesto que el songwriting de 1914 es el centro del trabajo, con mezcla en nivel justo de Black, Atmosférico y Death, haciendo que algunas canciones se conviertan en verdaderos himnos, tal es el caso de «Fn .380 Acp#19074», una genial y espeluznante canción que incluimos en nuestra playlist.

Alfonso Almenara

04 – CONVERGE & CHELSEA WOLFE – Bloodmoon: I

La unión entre CONVERGE, Steven Brodsky (CAVE IN) y Chelsea Wolfe en Bloodmoon: I fue tan inesperada como impactante. El resultado es un álbum que nos dejó con la boca abierta a muchos, completamente enamorados del sonido que resultó de esta fusión de dos mundos: el Hardcore y el Doom Metal. Un disco atmosférico, melancólico, oscuro, gótico y agresivo, donde la voz de Wolfe deslumbra y se acopla perfectamente con los gritos de Bannon.

En lugar de crear un nuevo grupo, optaron por lanzarlo como un featuring, esquivando de este modo «la maldición del supergrupo», si es que tal cosa de verdad existe, y aunque algunos esperaban algo mucho más experimental y se sintieron decepcionados por el sonido tan melódico de las canciones, la realidad es que cada una de las composiciones son memorables y esa es una gran noticia. Temas como el sencillo «Blood Moon», «Viscera of Men», «Scorpion’s Sting», «Coil» y «Crimson Stone» destacan sobre el resto, con estilos distintos que van desde el doom más pesado hasta la balada más atmosférica, pasando siempre por la crudeza del hardcore. Uno de los mejores discos del año, sin ninguna duda.

Frank Hernández

03 – MASTODON – Hushed and Grim

¿Es largo? Sí, pero sus puntos fuertes hacen que pases eso de largo. Para mí, el disco que tendrían que haber hecho después de Crack The Skye y el mejor en diez años sin duda.

Facundo Llano

02 – IRON MAIDEN – Senjutsu

Tal vez sea la pesadilla de muchos fans, pero lo más nuevo de la Doncella los ve regresar a la época progresiva plena de ‘A Matter of Life and Death’ (2006). Sin embargo, más que progresivo, ‘Senjutsu’ es su álbum más atmosférico hasta la fecha. De ahí a que sea un disco que requiera su buena cantidad de escuchas. De todas formas, es admirable que a sus casi 5 décadas de carrera, IRON MAIDEN siga haciendo lo que ellos quieran. Eso es tener integridad.

Si bien en su vuelta a las composiciones más intrínsecas la banda vuelve a caer en algunos vicios que pensé que ‘Final Frontier’ (2010) y ‘The Books of Souls’ (2015) habían logrado pulir, como la innecesaria repetición de ciertos pasajes, tracks como “The Parchment” y “Hell On Earth” son de las mejores canciones que compusieron alguna vez. Pero fuera de las canciones largas, “Stratego” y “Days Of Future Past” aportan lo que los fans clásicos quieren (sin ser las típicas canciones de taquito para que estos no lloren tanto).

Los elementos objetivamente nuevos en ‘Senjutsu’ son pocos pero efectivos, aunque no logran empapar canciones completas -salvo “The Writing On The Wall” con su estilo sureño-. Si bien el saldo es positivo, sí enciende una alarma de que cambios más profundos son necesarios para evitar que la banda se estanque. Digamos que es una cuestión de ‘táctica y estrategia’ si quieren mantenerse vigentes.

Nadie va a salir lastimado mientras te gusten: “The Writing On The Wall”, “The Parchment” y “Hell On Earth”.

Roger Provan

01 – HELLOWEEN – Helloween

Finalmente 6 años después de la vuelta de Michael Kiske y Kai Hansen a la leyenda alemana de Power Metal, este fue el año elegido para confirmar que el excelente presente de HELLOWEEN no era solamente sobre el escenario. El objetivo era más que difícil: lanzar material a la altura del legado. Y lo lograron, estos malditos hijos de perra lo lograron. En ‘Helloween’ vas a encontrar algo para todos: desde el sonido clásico de los 80 –”Out For The Glory”-, canciones super hiteras –”Best Time”-, canciones super épicas –”Skyfall”-, a toda velocidad –”Rise Without Chains”-, hasta los sonidos modernos previos a la reunión.

Pero el acierto más contundente de este regreso es haber logrado un balance envidiable entre las voces de Andi Deris, Kiske y Hansen (aunque éste se enfocó más en la guitarra que en la voz). Hay que reconocer que particularmente la dupla Deris-Kiske llega incluso a elevar canciones no tan memorables, por lo que el mérito es doble. Lo importante es que después de 2 lanzamientos intrascendentes como ‘Straight Out of Hell’ (2013) y ‘My God-Given Right’ (2015), la casa vuelve a estar en orden y hay lugar suficiente para construir un mundo futuro todavía más prometedor.

Tu familia va a estar bien en tanto te gusten: “Out For The Glory”, “Best Time” y “Skyfall”.

Roger Provan

Escúchanos debatir estos discos en nuestro podcast por Spotify y Apple

Lea también: 21 del 21: Los mejores discos de Rock del 2021

Crew Rocktambulos
Críticos musicales en Rocktambulos
Nos gusta escuchar y recomendar, eso es todo ¡Vivimos la música, amamos el rock!

Escucha nuestra playlist con los mejores discos de metal del 2021 en Spotify

¿Te gustó? ¡Queremos saber tu opinión!

Ads Blocker Image Powered by Code Help Pro

Ads Blocker Detected!!!

We have detected that you are using extensions to block ads. Please support us by disabling these ads blocker.